6GB de RAM, la nueva cifra de los smartphones de alta gama

El negocio móvil se actualiza y ya no alcanzan los dedos de una mano para contar el número de teléfonos que llegaron al mercado ostentando 6GB de RAM. Repasamos los casos, el desplazamiento en el resto de las categorías del sector, y también echamos una mirada al futuro: ¿cuándo seremos testigos de la llegada de los 8GB de RAM?

Sabemos que el negocio móvil tiene su ritmo personal, diferente al de otros sectores de la industria. Cuando hasta hace no mucho soplaba viento de cola para el segmento y la venta de smartphones crecía con paso de gigante, las especificaciones de los smartphones se actualizaban en forma sostenida aunque con cierta paciencia y espaciamiento.

¿Para qué apresurar la máquina de renovaciones y así desilusionar a los clientes que confiaron poniendo su dinero en un nuevo producto de la marca? En ocasiones, lo mejor es guardar las novedades relevantes para los tiempos de vacas flacas. Y ahora que el segmento exhibe evidentes signos de desaceleración (la consultora IDC dice que en 2017 sólo crecerá un 0.6 por ciento en relación a las ventas registradas en 2015), el sector móvil tiene una nueva cifra para ostentar y seducir: ¡6GB de RAM!

La novedad aplica a los smartphones de alta gama y no son pocos los equipos inscriptos en esta categoría que ya cuentan con aquella brutal cifra de RAM que ni siquiera disponen muchos equipos de escritorio. Las evidentes ventajas en términos de velocidad y capacidades del dispositivo móvil se convierten así en una nueva zanahoria que cuelga frente a las narices de los consumidores del sector. Pero no se trata de seducción vacía: los 6GB de RAM también se ajustan a los renovados requisitos que impone una industria cada vez más atravesada por las exigentes plataformas de realidad virtual.

Así se compone el club de los 6GB de RAM

Suele ocurrir que las innovaciones más rutilantes del sector son atribuidas a las compañías de mayor visibilidad. Por ejemplo, no fueron equipos de Samsung o de Apple los que incorporaron por primera vez un lector de huellas o pantallas con resolución 2K, aunque el reconocimiento de estas marcas hace que muchos confíen en que fueron ellas las pioneras.

En la carrera por ser el primero, una marca china (que no es Huawei o Xiaomi) se cuelga la medalla de haber presentado el primer smartphone con 6GB de RAM. Se trata del modelo Vivo Xplay 5, el cual fue anunciado en marzo de 2016 incluyendo además un procesador Qualcomm Snapdragon 820. En la ocasión, el sitio especializado Phone Arena subrayó que aquella cifra de RAM es superior a la que cuentan la mayoría de las laptops en uso. Más adelante en el calendario, hacia el mes de noviembre, aquella misma compañía china anunció al sucesor del mencionado smartphone, el modelo Xplay 6, también con 6GB de RAM e idéntico procesador de Qualcomm.

A mediados de 2016 vimos el OnePlus 3, otro teléfono inteligente que llega desde la pujante industria móvil de China con 6GB de RAM. ZTE, otro fabricante de aquel país de Asia, se sumó al club con el modelo Nubia Z11. Xiaomi hizo lo propio con la phablet Mi Note 2, y recientemente Huawei (el tercer mayor vendedor de smartphones a nivel mundial) presentó su nuevo insignia, el Mate 9, que llegó al mercado en dos versiones, una de ellas con 6GB de RAM.

Como vemos, no se trata de casos aislados, y en vista a que esta cifra de RAM comienza a convertirse en forma paulatina en el nuevo estándar de la alta gama móvil, es esperable que las categorías inferiores también experimenten un deslizamiento. Siendo que los más avanzados ya llegan con 6GB de RAM, ¿es posible ahora decir que un teléfono con 4GB de RAM es un alta gama? ¿Y los 2GB aún son un signo de la gama media, o aquella cifra ya quedó para los teléfonos de entrada? Si bien el RAM no es el único ítem que determina en qué categorías se ubica un smartphone (hay que contemplar otras variantes, principalmente el modelo del procesador), lo cierto es que se trata de un elemento cardinal a la hora de evaluar el rendimiento de un equipo móvil.

¿Se sumarán a la tendencia Samsung y Apple, los dos líderes del negocio de los smartphones? Al momento, los teléfonos de los de Cupertino y los de la surcoreana no ofrecen aquella especificación. Sin embargo, se espera que el salto ocurra en 2017. Por su parte, la serie iPhone cumplirá su décimo aniversario y se ha dicho que la compañía que comanda Tim Cook reserva las grandes novedades para el eventual iPhone 8 (¿incluyendo una versión con 6GB de RAM?).

Y en el mundo Samsung se dice que el venidero Galaxy S8, que sería presentado en el Congreso Mundial de Móviles de 2017, llegará con aquella cifra de RAM. En rigor, Samsung tiene todo preparado para hacerlo. Un comunicado de la compañía con fecha de septiembre de 2015 anunció el inicio de producción de módulos DRAM de 12GB LPDDR4 con arquitectura de 20 nanómetros, un desarrollo que supone la posibilidad de ofrecer smartphones con 6GB de RAM. Cada uno de los 4 módulos equivale a 1.5GB de RAM, con lo cual se alcanzan los 6GB. Por otra parte, ello también supone beneficios para los gama media, pues se pueden emplear sólo dos módulos y llegar a 3GB de RAM ocupando un menor espacio dentro del dispositivo.

Ya lo dijimos: el negocio móvil vive en plena vorágine. Así, ya se habla incluso de smartphones con 8GB de RAM. El fabricante chino LeEco, que ya ofrece el modelo Le Pro3 con 6GB de RAM, aparece en la danza del rumor como el primer fabricante que lanzará al mercado un teléfono con ¡8GB de RAM! Pero esa es ya otra historia, pues la evidencia ya nos demuestra que 2017 será el año de los 6GB de RAM.