La lupa sobre las consolas de Nintendo: Qué tiene Switch que no tenga Wii U

La compañía japonesa dijo que su nueva plataforma superará en sólo un año el volumen de ventas que su antecesora alcanzó en cuatro años; ¿virtudes de Switch o falencias de Wii U?

Apenas debutó en el mercado el pasado mes de marzo, Switch se convirtió en un verdadero best seller. En rigor, durante sus tres primeros días de disponibilidad se convirtió en la plataforma de Nintendo con mayor velocidad en ventas, superando no sólo a Wii U sino también a clásicos y emblemas de la firma como NES, Super Nintendo y Wii.

Pero el buen paso de Swicth no se detuvo en el furor temprano. De hecho, la compañía japonesa informó en su reporte financiero correspondiente al primer trimestre de 2017 que vendió casi 2.75 millones de unidades de la consola y que espera sumar otras 10 millones de unidades para cuando cierre el primer trimestre del año 2018.

Si la previsión de Nintendo se cumpliera (no hay indicios para que esto no ocurra), en sólo un año de recorrido Switch logrará superar el volumen de ventas que Wii U alcanzó en cuatro años. Lanzada en noviembre de 2012, Wii U llegó a las 13 millones de unidades vendidas en noviembre de 2016. Y si todo marcha tal como prevé la cuna de Mario Bros., Switch rozará esta cifra en marzo del próximo año.

Estas buenas noticias se traducen a su vez en exigencias y retos que la compañía debe enfrentar. Según contó recientemente The Financial Times, Nintendo estaría planeando duplicar la producción de Switch para así poder satisfacer la demanda.

Y esta decisión le sigue a una duplicación anteriormente anunciada. No obstante, volver a aumentar la cantidad de unidades fabricadas pone a Nintendo frente a desafíos como la escasez de suministros, como las pantallas LCD, los cuales deberá sortear si desea que la demanda derive en ingresos para sus arcas. Más allá de esto, el éxito de la consola híbrida (irrefutable, a la luz de los hechos) abre el siguiente análisis: ¿Qué tiene Switch que no tenga Wii U?, ¿el éxito de la nueva consola responde a virtudes propias o a falencias de su antecesora? ¿O acaso a carencias de Sony y Microsoft en sus propuestas para PlayStation y Xbox?

Una de las variables que hay que considerar es el viento de cola. Tras muchos años en los cuales Nintendo reportó caídas en sus finanzas, por fin anunció su participación en la escena móvil, lanzó juegos para smartphones y tablets, y tuvo una gran coronación de la mano de un título como “Pokémon Go”. El nombre de Nintendo volvió a ser asociado con el éxito.

Y en este contexto lanzó su nueva consola, que por cierto no es un producto que se inscriba en la industria móvil, aunque exhibe grandes condiciones de portabilidad. En este punto vale recordar que Swicth es una plataforma híbrida que puede ser utilizada como una consola hogareña (mediante un dock que se conecta a la TV y un control tradicional) aunque puede ser empleada como una portátil gracias a una pantalla que permite colocar dos mandos en los laterales. Mientras que Switch apareció en el mercado en tiempos auspiciosos para Nintendo, Wii U aparecía con la necesidad de ser un salvavidas, que finalmente no fue.

Aquella condición, la portabilidad, también pone a Swicth en línea con productos de la japonesa que siempre tuvieron buenas ventas: las portátiles 3DS, 2DS y sus nuevas versiones. La nueva plataforma logra convivir con sus compañeras portables, y desde Nintendo aseguran que el éxito de una no irá en desmedro del éxito de las otras. En este orden, Switch ha logrado ser un poco portátil y no ser una sedentaria consola hogareña, sin ser igual a 3DS y 2DS. Esto es un mérito al que Wii U ni siquiera se acerca.

La evolución técnica es un paso natural. Entre los lanzamientos de Wii U y de Switch han transcurrido más de cuatro años, y en tanto es esperable un gran incremento para la ficha técnica de la última. A continuación, la ficha completa de Nintendo Switch.

CARACERÍSTICAS ESPECIFICACIONES
TAMAÑO 102 mm x 239 mm x 13,9 mm (con los Joy-Con acoplados)
PESO 297 g (Con los Joy-Con acoplados: 398 g)
PANTALLA Pantalla táctil capacitiva / LCD 6,2 pulgadas / resolución de 1280×720
CPU/GPU Procesador Tegra NVIDIA
MEMORIA DE LA CONSOLA 32 GB
PRESTACIONES DE COMUNICACIÓN
  • LAN inalámbrico (compatible con IEEE 802.11 a/b/g/n/ac)
  • Bluetooth 4.1
SALIDA DE VÍDEO Resolución máxima: 1920×1080, 60 fps

Salida a través de cable HDMI en modo TV. En el modo sobremesa y portátil, la resolución máxima es de 1280×720, que es la resolución de la pantalla.

SALIDA DE AUDIO Compatible con PCM lineal 5.1

Salida a través de cable HDMI en modo TV.

ALTAVOCES Estéreo
TERMINAL USB
  • Terminal USB Type-C

Para cargar o conectar a la base de Nintendo Switch.

CONECTOR DE MICRÓFONO Y AURICULARES Salida de estéreo
RANURA PARA TARJETAS DE JUEGO . Solo para tarjetas de juego Nintendo Switch
RANURA PARA TARJETAS MICROSD Compatible con tarjetas de memoria microSD, microSDHC y microSDXC.

Nota: se requiere una actualización a través de internet para usar tarjetas de memoria microSDXC.

SENSORES
  • Acelerómetro
  • Giroscopio
  • Sensor de brillo
CONDICIONES AMBIENTALES Temperatura: 5 – 35°C / Humedad: 20 – 80%
BATERÍA INTERNA
  • Batería de ion de litio
  • Capacidad de la batería 4310 mAh

Nota: no es posible extraer la batería interna.

DURACIÓN DE LA BATERÍA La duración de la batería puede superar las seis horas, pero dependerá del programa que esté siendo usado y de las condiciones de uso.
TIEMPO DE CARGA Aproximadamente tres horas

Obviamente, no se puede culpar a Wii U de no contar con estas características. Acaso el mayor acierto de Nintendo con Switch (y seguramente su luz de ventaja frente a Microsoft y Sony hasta que aparezcan nuevas consolas) sea haber encontrado el punto justo en la “amistad” entre una hogareña y una portátil. Haber entendido que la industria gamer ya no puede restringirse a las hogareñas, ofreciendo una plataforma que ofrece mucha más calidad que un juego corriendo en un smartphone.