Los 5 beneficios de un dominio .store para una tienda de e-commerce

Claridad en el mensaje desde el primer minuto, mayores opciones disponibles para la URL de tu emprendimiento, y una “amistad” con Google análoga a la que gozan los .com. Los detalles en esta nota.

Lejos han quedado aquellos días en los cuales empresas y particulares se debatían entre optar por un dominio .com o acaso dominios territoriales del estilo .ar, .cl, o .es, entre otros. Como es sabido, de un tiempo a esta parte las alternativas en este terreno se han multiplicado en forma exponencial gracias a la disponibilidad de numerosos gTDL, los nuevos dominios de nivel superior admitidos por ICAAN, la Corporación de Internet para la Asignación de Nombres y Números. Entre ellos aparecen casos tan diversos como .hotel, .music, o .news, el cual es parte de la URL de esta publicación enfocada precisamente en noticias.

En este repaso en particular haremos foco en otro de uno de los nuevos dominios genéricos que ha ganado mayor renombre, en buena parte por sus beneficios y también por el protagonismo del comercio electrónico a nivel mundial, que según previsiones del sector irá de los 1.3 mil millones de dólares facturados en 2014 hasta los 4.5 trillones hacia 2021, un incremento en torno al 250 por ciento. Hablamos del dominio de primer nivel .store, un excelente aliado para el e-commerce. Veamos 5 de sus ventajas más relevantes.

Beneficio 1 – Es concreto y directo: Comenzamos este recuento con una ventaja que ostenta el dominio .store que, al igual que otros de su especie, es concreto y directo desde el primer minuto. Si una tienda de comercio electrónico utiliza este dominio deja en claro cuál es su rubro y su propuesta, sin rodeos. Así, los clientes reciben una información clara: si una URL cierra con este dominio, pues se trata de una tienda de e-commerce, no hay dudas. ¿Acaso no es mucho más concreto el mensaje si una tienda en línea tiene una URL del tipo “www.marca.store”, en relación a una del tipo “www.latiendadelamarca.com”?

Beneficio 2 – URLs más efectivas: En parte ya hemos anticipado esta ventaja en el punto anterior y, en todo caso, se trata de un beneficio que se anexa al arriba mencionado. Un dominio .store permite a los que participan del comercio online no sólo ser concretos de cara al usuario, sino también percibir un provecho al generar URLs más cortas, con todas las ventajas que esto supone en términos de marketing, en el marco de una estrategia SEO, para compartir enlaces en redes sociales, etcétera. Una URL no muy extensa es fácil de escribir, de deletrear, de recordar y de encontrar.

Beneficio 3 – Mayor disponibilidad: Con los .com colapsados y muchos disponibles aunque a un alto costo monetario, la posibilidad de emplear nuevos dominios como el .store permite que la primera parte de la URL describa fehacientemente los productos ofrecidos, sin apartarse del nombre con el cual se conoce a la empresa. Por ejemplo, si una tienda en línea vende computadoras, le será mucho más posible dar con direcciones disponibles e interesantes con .store al final, que si busca un .com. Y como veremos en el siguiente punto, el dominio al cual nos referimos aquí no es enemigo de Google ni del posicionamiento.

Beneficio 4 – Los gTDL son afines del SEO: En este punto es preciso derribar una suerte de mito que circula en este mundillo (o que circuló en algún momento), aquel que afirma que los dominios que podemos llamar tradicionales (.com, .net, .info, etcétera) son más efectivos que cualquier otro en términos de posicionamiento en la Web.

Expertos SEO aseguran que una efectiva estrategia no se ve afectada por la extensión de un dominio, con lo cual no hay que temer al elegir el .store para una tienda de comercio electrónico. En este sentido, hay que decir que Google brinda el mismo trato a los diversos dominios, y que las probabilidades de aparecer en los primeros resultados no dependen de esta elección sino de la eficiencia de la campaña que se aplica en el sitio.

Beneficio 5 – Diferenciar las áreas de una empresa: Muchas empresas que venden productos online desean mantener bien diferenciados los departamentos o divisiones de su compañía. Por ejemplo, contar con un sitio para venta y otro en el cual sólo se muestren las novedades de la marca u otro tipo de contenido. En este caso, un dominio .store ayuda a mantener cada cosa en su lugar.

Y esto sin la necesidad de generar URLs extensas, como decíamos anteriormente, colocando una vidriera online por caso en www.lamarca.com/nuestratienda, sino que en paralelo a www.lamarca.com habría un sector dedicado al e-commerce en www.lamarca.store. Como podemos ver, y a modo de conclusión, cada una de las ventajas aquí reseñadas presenta relación una con otra. Una interesante sinergia.