Nokia presentó dos móviles con Windows Phone 8

Nokia y Microsoft presentaron el Lumia 920 con Windows Phone 8 - DonWeb Blog

Carga inalámbrica, una cámara que evita fotos borrosas y una app nativa para experimentar realidad aumentada son las características diferenciadoras de la nueva apuesta de Nokia para volver a imponerse en un mercado dominado por Apple y Samsung.

Con un evento simultáneo en Nueva York y Helsinki, Nokia y Microsoft eligieron el día de hoy para presentar sus dos nuevos smartphones. Los Nokia Lumia 920 y Lumia 820, con Windows Phone 8, corporizan un intento más de los dos gigantes tecnológicos por ganar protagonismo en el mercado móvil.

No son los únicos que apuntan al último trimestre del año, el más importante para la industria debido al alto incremento en el consumo que impulsan las Fiestas. En las próximas semanas, Apple, Samsung, Motorola, HTC y Amazon estarán dando a conocer sus últimas novedades en smartphones y/o tablets, sumando presión a la necesidad de Nokia de recuperar el market share perdido desde que el lanzamiento del iPhone en 2007 popularizó los celulares inteligentes.

“El smartphone más innovador del mundo”

Con esas palabras, Nokia presentó el Lumia 920, su celular insignia para el último tramo de 2012. El smartphone de alta gama de la compañía finlandesa cuenta con una pantalla táctil HD de 4,5 pulgadas, con una resolución de 768×1280. Incluye un procesador de doble núcleo Snapdragon S4 de 1,5Ghz, 1GB de memoria RAM y 32GB de almacenamiento interno (más 7GB en SkyDrive, el servicio de almacenamiento en la Nube de Microsoft).

Para promocionar el equipo, Nokia destaca principalmente su cámara posterior de 8,7 megapixeles, con tecnología PureView. Asegurando que es la de mejor calidad incluida en un dispositivo móvil, la compañía dirigida por Stephen Elop destaca su capacidad para capturar luz natural en ambientes oscuros (ver video más abajo), disminuyendo la necesidad de usar flash.

La nueva tecnología aplicada a la cámara del Lumia 920 permite aumentar la calidad de las fotografías, disminuyendo tomas borrosas, y capturar videos HD que eliminan los movimientos de la mano del filmador gracias a su estabilizador interno.

Otra característica destacada por Nokia es City Lens, una app nativa incluida en este móvil con Windows Phone 8, que permite ubicar negocios y lugares de interés al apuntar la cámara del equipo sobre una calle. La experiencia de realidad aumentada está alimentada por mapas generados por la compañía finlandesa, que pueden utilizarse sin la necesidad de contar con conexión a internet.

Sin embargo, el detalle más llamativo del Lumia 920 y su hermano menor con WP8 pasa por su cargador. Tal como se filtró días atrás, los equipos nuevos de Nokia incluyen la posibilidad de carga inalámbrica. Aplicando el estándar Qi, la gente de Elop permitirá que los nuevos integrantes de la familia Lumia se puedan cargar mediante inducción magnética en bases creadas para otros dispositivos.

Nokia informó en su evento de Nueva York que había llegado a un acuerdo con bares y aeropuertos para incluir estas bases cargadoras en los locales, como otra manera de promocionar los equipos Lumia. Quienes pasen por los negocios podrán cargar la batería de sus celulares Lumia 920 y 820 con el simple hecho de apoyarlos sobre los cargadores inalámbricos.

En busca del mercado perdido

Los números son crueles con la compañía finlandesa. Sus pérdidas ya acumulan más de 1.400 millones de euros y su porción de mercado se redujo a menos del 10% del 50% que manejaba cinco años atrás, cuando era la reina absoluta de la industria móvil.

Microsoft tampoco cuenta con apoyo numérico. Windows Phone apenas consiguió seducir al 3,7% de los usuarios globales. Lejos, muy lejos del 68% que convirtió a Android (Google) en el sistema operativo móvil más popular del mundo. Y lejos de Apple, que con apenas un equipo (iPhone) conquistó el 17% del mercado.

La gente de Redmond espera que el próximo lanzamiento de Windows Phone 8 le permita llegar a un nuevo nicho de usuarios. Para eso, no sólo se concentra en Nokia, sino que prepara lanzamientos con otros fabricantes importantes, entre ellos Samsung, que recientemente anunció su primer móvil con WP8.

Rory Cellan-Jones, periodista de la BCC, se tomó el trabajo de realizar un pequeño estudio de mercado en una de la ciudades elegidas por los titanes tecnológicos para presentar los nuevos equipos. “Antes del lanzamiento salí a recorrer las calles de Nueva York en busca de usuarios Nokia. No encontré ninguno y la gente me contaba que no conocía a nadie que tuviera un Nokia“, contó.

Su percepción parece coincidir con la visión de los inversores de la compañía. Una vez que comenzó el evento y se empezaron a conocer los detalles de los equipos, el valor de las acciones de Nokia cayó un 8%.

“El Lumia 920 parece más una evolución de los celulares Lumia que ya existen que la revolución que esperábamos del trabajo en conjunto entre Nokia y Microsoft”, contó Ben Wood, director de investigaciones para CCS Insight. Las dos compañías “van a tener que gastar sumas dolorosas de dinero en marketing y ofrecer los teléfonos nuevos a precios agresivamente bajos” para imponerlos en el mercado, aseguró el analista.

Tanto el precio de los nuevos equipos como su fecha de lanzamiento todavía no fueron dadas a conocer.