Aprende a posicionar tu contenido desde la URL

¿Sabías que podés posicionar el contenido con una URL canónica? Sí, aunque suena complicado para los que no tienen conocimientos de programación, es tan sencillo como ubicar un enlace en el header de tu página. Los enlaces canónicos no son obligatorios pero como generalmente los motores de búsqueda lo tienen en cuenta a la hora de posicionar las páginas web, lo ideal es que sepas cómo hacerlo.

Por lo general, los que escribimos no tenemos idea alguna sobre programación, y muchos no manejan con precisión cómo redactar contenido de posicionamiento. Pero puestos a optimizar la visualización de tu página web ante el principal motor de búsqueda, una de las maneras de hacerlo empieza por no confundir a los lectores con contenido repetido.

Sabemos que cuando el contenido se repite en una y otra web, inclusive dentro de una misma página, no sólo recibiremos la sanción de Google quien pasará de largo en la recomendación de ese enlace en las búsquedas, sino que muchos lectores perciben esta acción y eligen las webs que tienen contenido original como modo de asegurarse que están leyendo el lugar correcto o con información de valor.

Cuando nos referimos al contenido original no sólo hablamos del texto, sino también de las imágenes y el diseño. Si todo este mundo de contenido en una misma web se repite y se repite será necesario indicarle a Google cuál es el vínculo que queremos indexar para las búsquedas, el indicado será la URL Canonical.

¿Qué es y para qué sirve?

Ciertamente en esta introducción te di las razones fundamentales por las cuales debés contar con una URL canónica en tu web. Pero como es una recomendación y no una indicación de Google, quiero decir que no es obligatorio que lo implementes para optimizar tu visibilidad online, ahondaremos en las especificaciones. Además de porque así podrás descifrar lo simple que es implementarlo.

La URL Canónica es un enlace, o también conocido como tag canónico, que sirve para organizar el contenido duplicado. Se comenzó a implementar en el año 2009, pero su viabilidad está vigente hasta ahora.

Ese “real=canonical” se coloca en el header de la página en HTML y sólo es visible para los motores de búsqueda. Es decir, que los lectores de tu web no percibirán nada extraño en la misma cuando estén navegando. ¿Cuál es la diferencia? Que estos lectores llegarán a ese contenido sin rodeos, al tiempo que Google lo captará más rápido para exponerlo ante cada búsqueda.

Se dice que es una herramienta más de la estrategia de contenido SEO porque más allá de utilizar palabras claves, frases, enlaces, y demás, la URL, que hasta el momento parecía quedar afuera de la caja de texto, ingresa a la estrategia de contenido.

Las webs de productos son las que más lo requieren, sobre todo si se trata de una web de ecommerce porque tendremos varios productos en exhibición en donde posiblemente se expongan muchas URL similares.
Claramente el contenido será parecido, o el mismo, nunca diferente porque entonces no es necesario implementarla.

Veamoslo en un ejemplo:

En la web de una librería se posicionan dos contenidos duplicados: uno tiene los libros ordenados por nombre del autor y otro por los más vendidos. Ambas webs tienen el mismo stock de libros, y mismo contenido, pero con distintas URLs. El hecho de que el lector entre a leer ese contenido por un lado o por el otro podría no beneficiar a la librería si lo que le interesara que es que los usuarios lleguen a la web por la URL de los más vendidos. En ese caso hay que señalar esa URL como la canonical.

¿Cómo generar una URL Canónica?

No hay que tener conocimiento alguno de programación, e insisto en ello porque muchos se detendrán y lo dejarán para más adelante, cuando en verdad se trata de un movimiento sencillo y que te asegurará una visualización correcta de las URLs indexadas para las búsquedas.

Vamos al mismo ejemplo que teníamos de la librería. Para indicar la URL canónica en ese caso debemos indicarla con el atributo link en el head de la web:

De esta manera, la URL enlazada es la que tomará el motor de búsqueda para iniciar el trayecto dentro de esa web, siendo esta la dirección original y la del atributo de “session id” será la copia.

Esto no implica que el resto de las URLs se pierden, o no reciben tráfico. Por el contrario, cuando se indica un enlace canonical, la web tendrá la recepción de tráfico que se espera respecto al SEO que se está realizando y el enlace figurará como una referencia a la fuerte original.

Finalmente, te doy algunas recomendaciones para sacarle provecho a las URLs canónicas:

Si podés evitar el contenido duplicado, hacelo.

Revisá que tus enlaces estén funcionales todo el tiempo y evitá el odioso “error 404”. No hay caninca que pueda contra ello.

En el enlace canónico no tenés que usar “noindex” y tampoco “disallow”. El código fuente debe ser legible.
No abuses de la etiqueta canonical porque Google terminará por ignorar tu canonical tag. Será como si no lo hubieras implementado.

Usá la estructura https://www… y no :/…..

Poné a prueba ahora esta recomendación y pronto verás la diferencia.