Cómo administrar más fácil y libremente nuestros dispositivos Apple

Hasta ahora, para cargar la música y administrar los contenidos de nuestros iPods, iPhones y iPads necesitábamos de iTunes y de nuestra computadora personal. Veremos hoy cómo resolver cualquier necesidad de control sin iTunes… ¡y en la PC que nos quede más cómoda!

Los dispositivos ultraportátiles de Apple tienen una inmensa cantidad de características excelentes, sobre todo en lo que a reproducción de medios respecta. Suenan bien, se ven bien y difícilmente se cuelgan o presentan problemas de software. Eso, por supuesto, tiene una contrapartida complicada: son caros y utilizan software propietario. Pero además nos exigen, si queremos interactuar con ellos en cualquier computadora que no sea nuestro equipo principal, utilizar el software iTunes para acceder a sus contenidos.

Hoy aprenderemos a esquivar esta última limitación, y también a ganar cierta libertad de administración en entornos multiusuario y cuando tenemos más de un equipo de la marca. Un iPhone y un iPad, por ejemplo, o un iPod y cualquier otro ultraportátil.

iTunes, odiado por unos y amado por otros, es por defecto necesario para -por ejemplo- reproducir el contenido de un iPod en una PC que no es la nuestra.
iTunes, odiado por unos y amado por otros, es por defecto necesario para -por ejemplo- reproducir el contenido de un iPod en una PC que no es la nuestra.

Qué hacer cuando no somos los únicos

Los ultraportátiles de Apple, en particular -a diferencia de lo que puede creerse- los iPods, no son equipos que se lleven bien con el mundo multiusuario. Sólo sincronizar la biblioteca con un único equipo, y para mostrar el contenido no original -la música y los videos, por ejemplo- en cualquier otro equipo necesitan ser accedidos desde iTunes. Ahora bien, ¿qué pasa si tenemos más de un dispositivo en casa, cuyas bibliotecas queremos administrar independientemente? O, mejor aún, ¿qué ocurre cuando los diferentes dispositivos pertenecen a diferentes usuarios, todos los cuales quieren tener acceso en la misma computadora a iTunes sin perder su biblioteca? Veamos.

Varios usuarios en un mismo equipo

La solución más efectiva para que cada usuario pueda acceder a sus propios contenidos a través de iTunes consiste en crear una cuenta de usuario en el sistema operativo para cada uno. Cada inicio de sesión tendrá su propia configuración para iTunes, lo que nos permitirá sincronizar diferentes dispositivos para diferentes usuarios. Como ventaja extra, en este escenario podremos acceder a la biblioteca compartida de música del sistema operativo desde todos los ultraportátiles, lo cual supone una forma rápida y eficaz de compartir contenidos entre dispositivos.

Ahora bien, si todos los usuarios tienen diferentes ultraportátiles de Apple -digamos que en la casa hay un iPad, un iPhone y un iPod de cualquier generación y tipo-, también es posible compartir el mismo perfil de iTunes, ya que podremos sincronizar las listas de reproducción que queramos con cada dispositivo sin que esto sea un problema. La única limitación aquí es la imposibilidad de sincronizar la biblioteca completa en más de un dispositivo.

iTunes para Windows no permite administrar más de un iPod en un mismo perfil de usuario, aunque sí más de un dispositivo siempre que estos sean diferentes.
iTunes para Windows no permite administrar más de un iPod en un mismo perfil de usuario, aunque sí más de un dispositivo siempre que estos sean diferentes.

Varias bibliotecas en una misma sesión

En el caso de que en casa tengamos una computadora central que utilicemos como servidor de contenidos, probablemente crear varios perfiles de usuario para ella resulte engorroso. En casos así, lo mejor será diferentes bibliotecas de iTunes con contenido diferenciado por usuario, lo cual nos permitirá elegir perfiles de contenido de la aplicación al momento de iniciarla.

Una vez creada la biblioteca original de iTunes, es decir, una vez que hayamos instalado la aplicación y esta haya analizado nuestro equipo en busca de medios, deberemos cerrar el programa y volver a iniciarlo con la tecla «Shift» presionada. Inmediatamente aparecerá el cuadro de diálogo «Seleccionar la biblioteca de iTunes», y allí presionaremos «Crear biblioteca…». Definiremos un nombre y una ubicación para la carpeta con los datos de los contenidos, y en el cuadro «Preferencias avanzadas» desmarcaremos la casilla de verificación «Copiar en iTunes Media los archivos añadidos a la bibilioteca» para que los archivos disponibles en la biblioteca original no se dupliquen.

Tan pronto como hayamos creado la nueva biblioteca no tendremos más que sumar el contenido -incluso podremos hacer una búsqueda automática con «Archivo» -> «Añadir carpeta a la biblioteca» y seleccionando como origen la biblioteca «Música» del sistema operativo- y ajustar la biblioteca a nuestro gusto. Cada vez que iniciemos iTunes, ahora que hay más de una biblioteca, la aplicación nos permitirá seleccionar la correcta, lo cual equivale formalmente a un perfil de contenidos para cada usuario.

Un clic en "Seleccionar biblioteca" nos permitirá elegir el perfil de contenidos que prefiramos para nuestro iTunes.
Un clic en «Seleccionar biblioteca» nos permitirá elegir el perfil de contenidos que prefiramos para nuestro iTunes.

iPods, iPhones y iPads sin iTunes

Ok, basta de iTunes. ¿Cómo es posible, entonces, administrar los contenidos de iPods, iPhones y iPads sin iTunes? Simple, con alguna aplicación de terceros más flexible. Pero siempre con una aplicación: como ya dijimos, sólo podremos con el administrador de archivos de Windows acceder al contenido original del dispositivo. Es decir, al que con su ayuda creamos: notas, fotos tomadas con la cámara, etcétera.

De las muchísimas aplicaciones disponibles, sin dudas la que se nos presenta como mejor es CopyTrans Manager, un software gratuito muy completo que nos permitirá, tan pronto como lo ejecutemos, manejar virtualmente el contenido de nuestro dispositivo casi como si se tratara del de un reproductor MP3 USB.

Para descargar la aplicación debemos hacer clic en el vínculo «Descargar el archivo zip» del apartado «CopyTrans Manager – GRATUITO» de la sección «Descargas» del sitio de la aplicación. Hay versiones pagas, por lo que debemos prestar mucha atención a la selección.

Una vez instalada la aplicación, alcanzará con arrastrar y soltar contenidos sobre ella -carpetas, listas de reproducción M3U, lo que sea- o con presionar el botón «Agregar» y luego «Actualizar» para que el contenido se agregue al dispositivo. Sin más prolegómenos.

Reproducción rápida en cualquier parte
CopyTrans Manager no requiere instalación. En el contenedor que se descarga de la web del fabricante se incluye, además de los términos de la licencia, un ejecutable que es el único archivo necesario para utilizar el programa, lo cual lo convierte en perfectamente portable. Si tenemos en cuenta que la última versión de iTunes pesa 160MB, rápidamente nos daremos cuenta de que no tiene mucho sentido descargarlo en la casa de un amigo o en la oficina para escuchar ocasionalmente alguna canción. Ahora bien, si copiamos a cualquier carpeta de nuestro ultraportátil accesible directamente desde el administrador de archivos de Windows el ejecutable de CopyTrans, que no llega a los 8MB, notaremos que tenemos un reproductor listo para permitirnos escuchar al instante y en cualquier computadora los contenidos de nuestro dispositivo.

[margin_25t]

Guía visual: CopyTrans Manager

Guía visual: CopyTrans Manager
1. Desde aquí es posible configurar el funcionamiento de la aplicación. Los ajustes serán guardados en un archivo que debe acompañar siempre el ejecutable del programa.
2. En el caso de que haya más de un dispositivo conectado al equipo, desde este menú despegable es posible elegir el que utilizaremos. Con el botón adjunto expulsaremos de manera segura el equipo sobre el que hayamos estado haciendo cambios.
3. En la barra de herramientas encontraremos los botones «Actualizar» y «Agregar», así como también una caja de búsqueda de contenidos y los botones de edición de los tags MP3 de las canciones.
4. Las grandes categorías de administración de contenidos de iTunes (categorías, géneros, artistas, álbumes) aparecen listadas con sus contenidos asociados en esta sección de la aplicación.
5. Siempre que esté disponible, aquí se visualiza el arte de tapa del disco.
6. Las listas de reproducción aparecen aquí. Nótense los botones «+» y «-«, que permiten crear listas rápidamente y arrastrar y soltar allí el eventual contenido nuevo que queramos sumar a nuestro dispositivo.
7. Como en la vista estándar de iTunes, en la sección central del área de trabajo encontraremos todo el contenido (y su información) de la categoría seleccionada en «4».
8. La aplicación muestra el espacio libre actual, así como también el que quedará disponible una vez actualizados los contenidos del dispositivo.

Otras opciones

De las demás opciones disponibles, la única que encontramos superior a CopyTrans fue Amarok, que tiene el grave problema de solo funcionar sobre equipos desbloqueados. Es decir, sobre aquellos en los cuales se practicó un jailbreak. Si ese es el caso de nuestro equipo, estaremos frente a una gran aplicación, libre y colaborativa, que funciona perfectamente sobre Linux y entornos KDE en general.

Otro de los grandes exponentes del género es SharePod, que tiene la inmensa ventaja de crear listas de reproducción compatibles con WinAmp, lo cual nos permitirán utilizar el reproductor para administrar la música y las listas. SharePod no puede usarse en un equipo en el que esté instalado iTunes.

Por último, quienes estén interesados en sincronizar otros contenidos más allá de los medios pueden probar ephPod2, una aplicación especialmente orientada a la administración de noticias, ebooks, podcasts y previsiones meteorológicas. Funciona también como administrador de medios, pero no resulta particularmente cómodo como reproductor.

Floola (http://www.floola.com/home/) es una opción ligera y muy práctica si lo que vamos a sincronizar es cualquier modelo de iPod con excepción del Touch.
Floola (http://www.floola.com/home/) es una opción ligera y muy práctica si lo que vamos a sincronizar es cualquier modelo de iPod con excepción del Touch.