Home / Curiosidades web / Rovio: ¿Los pájaros ya no vuelan como antes?

Rovio: ¿Los pájaros ya no vuelan como antes?

Hasta hace no mucho tiempo considerada una de las compañías más pujantes del segmento gamer, la casa de “Angry Birds” reflejó una caída en sus ganancias superior al 50 por ciento durante el año 2013. ¿Asistimos al ocaso de una firma que gracias a sus pájaros voladores cuenta, incluso, con un parque de diversiones propio en Finlandia? ¿Logrará reinventarse? Finalmente, analizamos si la popularidad del fugaz “Flappy Bird” ha eclipsado la imagen del desarrollador europeo.

Les hubiera sido más provechoso no difundir el dato, sin embargo no han hecho más que ajustarse a la legislación finlandesa la cual exige que las empresas de aquel país informen sus resultados financieros anualmente. El más reciente balance de Rovio, la firma detrás de la exitosa saga “Angry Birds” que sienta bases en el mencionado país europeo, reflejó una caída en las ganancias del 52 por ciento durante el año 2013. Con ingresos similares al año anterior, la utilidad neta fue la que percibió el peor golpe: de los 76,8 millones de dólares ingresados en 2012 cayeron a poco más de 37 millones en 2013. De aquel volumen percibido, cerca del 50 por ciento corresponde a la cesión de licencias de la franquicia “Angry Birds”.

Según indicó la compañía en un comunicado oficial, durante el año en curso seguirán buceando en la modalidad freemium, una tendencia de la cual han tomado provecho muchas de las firmas desarrolladoras de videojuegos para entornos móviles. Vale recordar que “Angry Birds” no era parte de esta modalidad que propone a los usuarios descargar el contenido principal en forma gratuita y realizar compras dentro de los juegos para poder avanzar más rápidamente; un ejemplo reconocido en estas arenas es “Candy Crush Saga”, que a fines del año pasado reportó 500 millones de descargas. Rovio presentó sus primeros freemium de la mano de las entregas “Angry Birds Go” y “Angry Birds Star Wars II”, ambos lanzados en 2013. “Luego de tres años de muy fuerte crecimiento, 2013 fue un año fundacional. Invertimos en nuevas áreas de negocio, como la animación y la distribución de video, nos aventuramos en nuevas modalidades de negocios y consolidamos nuestra posición en el mercado en los productos de consumo bajo licencia”, dijo en la ocasión Herkki Soininen, CFO de la compañía.

En abril de 2013, cuando los pájaros y los cerdos volaban lozanos, el hombre fuerte de Rovio, Peter Vesterbacka, estuvo presente en la Argentina en una serie de charlas realizadas en la feria Tecnópolis. Allí reveló que la primera versión de “Angry Birds” fue el juego número 52 desarrollado por esta compañía que comenzó desarrollando para terceros, dando cuenta que el éxito no ha sido, como se dice, un hecho acontecido del día a la mañana. Además dio cuenta de algunas intimidades jugosas correspondientes a aquellos días germinales: contó que comenzaron a confiar en que el juego sería un éxito al ver que los propios desarrolladores se pasaban el día jugando el juego que ellos mismos habían creado. Con el pecho inflado sostuvo que, por entonces, Rovio contaba con más usuarios que Twitter, afirmó que “Angry Birds” es la marca con el crecimiento más veloz de la historia de los videojuegos, y reveló que cerca del 40 por ciento de las ganancias de la compañía provienen de venta de merchandising: muñecos, llaveros, sábanas, accesorios, remeras, zapatillas, etc., con los pájaros y cerdos como protagonistas excluyentes de la oferta. “Se aprende del éxito pero mucho más de los errores”, sostuvo Vesterbacka en tono motivacional, conceptos que difundió en otras conferencias alrededor del mundo, según revela el sitio Vida Extra.

Bruta expansión

Además de haber transcendido la condición de app móvil (émulos aparte, el juego hizo pie en las consolas hogareñas y también en los navegadores), una de las claves de “Angry Birds” fue haber transcendido la pura virtualidad, “haber salido del celular”, según señala el sitio iProfesional. El colmo de esta expansión tuvo lugar durante la primera mitad de 2012, cuando Rovio inauguró su propio parque temático en la tierra que le vio nacer: Finlandia, más precisamente a una distancia de dos horas de la capital de aquel país, Helsinski. “Los personajes de ‘Angry Birds’ son conocidos internacionalmente y son los favoritos de personas de todas las edades por lo que resultaban ideales para nuestro emprendimiento. Nuestro objetivo era motivar a los fanáticos, tanto niños como adultos, para hacer ejercicio y disfrutar del aire libre”, había dicho uno de los responsables de la creación del “Disney World de Rovio”. Vale mencionar que hay otros parques de diversiones de los pájaros furiosos dispersos en el mundo: entre otros, China y España tienen los suyos.

Tal como dijo el CFO de la compañía, durante 2013 Rovio también metió las narices en la creación de contenido para televisión y cine. Se espera que la película animada de la franquicia debute en la pantalla grande a mediados del año 2016, y han montado un estudio que produce programas de TV que ya ha resultado en más de cuarenta episodios de “Angry Birds Toons”, además del lanzamiento de ToonsTV, una plataforma de distribución de video, y la línea de libros que cuenta con más de cien títulos en más de treinta idiomas. “Continuamos impulsando la integración digital y física”, dijo al respecto Mikael Hed, CEO de Rovio.

Cuando ser espiado se traduce en éxito

La divulgación de documentos de la Agencia Nacional de Seguridad de Estados Unidos (NSA) a cargo del ex agente de aquel organismo, Edward Snowden, dio paso a un escándalo por las sostenidas maniobras de espionaje a gobiernos, organismos internacionales, hombres de política, empresas y también particulares, emprendidas por aquel país. Sin ahondar en el análisis de aquel asunto, avanzamos hacia una noticia que lo ha vinculado con “Angry Birds”. Según publicó The Guardian, la NSA utilizó la aplicación lúdica para acceder a información confidencial (localización, estado civil, sexo, identidades, etc.) de usuarios de dispositivos móviles. Desde Rovio explicaron que la recopilación de este tipo de información avanza en función de una más eficiente entrega de publicidades in app en base al perfil de los usuarios. Más allá de esta vulnerabilidad, un punto débil en el desarrollo, ser utilizado para captar datos a nivel internacional habla de la gran penetración que tiene este juego.

“Flappy Bird”: Si no puede con tu enemigo…

Vale decir que Rovio no agota sus desarrollos en “Angry Birds”. Sin embargo, resultó llamativa la reciente aparición de un particular juego dentro de su catálogo: “Retry”. Creado por Level11, una subsidiaria de la finlandesa, aquella entrega llegó como un homenaje a “Flappy Bird”, un juego que en cierta medida eclipsó a “Angry Birds”, compartiendo muchas de sus propuestas.

“Flappy Bird” fue creado por el desarrollador vietnamita Dong Nguyen. Con jugabilidad y estética en verdad sencillas, el juego consiste en guiar a un ave (¡oh, casualidad!) a través de una serie de tuberías que recuerdan al universo de Mario Bros. De hecho, Nguyen reconoció haberse inspirado en el imaginario de la popular saga de Nintendo. En poco tiempo, el juego se destacó en las tiendas de aplicaciones con descargas que superaron los 50 millones e ingresos por publicidad mayores a los 50 mil dólares al día, según reveló el desarrollador al sitio The Verge. Sin embargo, en la cresta de la ola, Nguyen decidió retirar su creación de las tiendas. Según dijo, lo hizo por considerarlo adictivo y porque no pudo soportar el éxito. Al tiempo, en las tiendas aparecieron cientos de imitaciones de “Flappy Bird” y Nguyen comenzó a coquetear con el regreso de su pixelado pájaro. Las últimas noticias en esta novela que muchos tildan como una sesuda estrategia de marketing (la retirada del juego no hizo más que generar una gran expectativa), indican que el “Flappy Bird” haría su regreso triunfal en agosto, siguiendo un tuit publicado por una integrante de la cadena CNBC.

Es cierto: “Flappy Bird” es notablemente más humilde que las criaturas de Rovio. Sin embargo, en los últimos meses en los pasillos del mundo de las aplicaciones lúdicas se ha hablado más del pajarito pixelado que de aquellas aves cuyo nido es, ya, una multinacional.

Buenas para Rovio

Con América Latina como uno de los blancos a los cuales apuntarán sus nuevas flechas, el reporte financiero de Rovio repasado al comienzo de esta nota no puede ser leído en un único sentido. De hecho, la compañía finladesa dio cuenta de signos certeros de crecimiento. Por caso, su plantilla de empleados creció durante 2013 de los 500 a los 800 miembros. Por otra parte, según afirmó Mikael Hed, “Angry Birds” ha excedido los 2 mil millones de descargas, cifra que le convierte en la marca gamer con más descargas en la historia.

No obstante, una reinvención parece inevitable. Si un signo ha mostrado la industria tecnológica en general, y el segmento móvil en particular, es la inquietud, no contentarse nunca en la inmovilidad. Hacia aquel horizonte apunta la gomera de “Angry Birds”. Si leyeran este repaso no estarían anoticiándose del hecho: en Rovio ya lo saben.

¡Añade un comentario!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.