Misión cumplida: ¡Primeros diez días de home office superados!

Acostumbrados a vernos a diario, trabajar desde casa ha sido un desafío para todos. Pasados los primeros diez días podemos decir que ¡fue un éxito!

Si bien algunos de nuestros compañeros ya habían realizado días de home office, esto nunca se había trasladado a que toda la empresa funcione a distancia. Con la noticia de una posible cuarentena obligatoria, nuestro equipo de IT comenzó a toda máquina a configurar las computadoras de todos e instalar VPNs para que podamos estar todos conectados ¡y lo hicieron en tiempo récord! 

A la hora de estar en contacto, cada equipo eligió la plataforma que mejor se adaptó a su dinámica de trabajo: Asana se volvió esencial para estar pendientes de nuestras tareas; Hangouts, Skype y Zoom se convirtieron en nuestra ventana a los hogares de nuestros compañeros y Slack en nuestro mejor canal de comunicación para sentir menos las distancias. Creamos nuestra nueva dinámica de equipo en el mundo digital, manteniendo el foco en dar lo mejor de  nosotros en cada paso, para que el servicio sea igual o mejor que el que estamos habituados a brindar, pero extrañando un poco los comentarios en la oficina y las risas espontáneas.

Nuestra primera semana de trabajo fue un éxito no sólo porque superamos nuestros objetivos de trabajo sino porque nos dimos cuenta de que, aunque estemos lejos, seguimos muy cerca. También entendimos que es en tiempos de crisis cuando más podemos sacar lo mejor de nosotros y cuando más seguimos juntos, codo a codo, avanzando y adaptándonos a esta nueva modalidad hasta que todo pase. Te invitamos a espiar cómo fueron estos días para nuestro equipo y te recordamos que estamos aquí para tí.

Quédate en casa y no olvides que ¡la actitud es todo!